Historia de la radio y el lugar que ocupa hoy en día

Historia de la radio y el lugar que ocupa hoy en día

Con los avances tecnológicos de los últimos tiempos, es normal que pensemos en la radio como un medio de comunicación algo obsoleto y que no tiene relevancia al día de hoy. Pero lejos esta de ser así, aunque sí haya cambiado la forma en que la consumimos. Hoy en día cada vez más radios se generan a través de streaming, haciendo que se pueda escuchar en todo el mundo sin barreras geográficas. Pero primero te contaremos como comenzó esta tecnología que sin dudas revolucionó la manera de comunicarnos.

Como suele suceder la mayoría de las veces conocemos las cosas sin conocer antes su historia sin saber que es una pieza muy importante para comprender la evolución y los procesos que han llevado a lo que significa en la actualidad. La radio no siempre ha estado al alcance de todos como lo esta en estos momentos y es gracias a James Clerk Maxwell que se inicio el proceso de investigación y ampliación de la radiocomunicación. Este hombre hizo el descubrimiento y realizo un documento el cual fue dirigido a la Royal Society en 1873 el cual llevaba por nombre Una teoría dinámica del campo electromagnético; en ese escrito planteaba y explicaba la manera en que los campos electromagnéticos creaban mas campos electromagnéticos de maneras sucesivas y prolongadas llevando las ondas cada vez mas lejos.

No fue sino hasta 1888 cuando Heinrich Hertz demostró la teoría que había creado Maxwell, el se encargo de diseñar una forma en la que podía crear ondas electromagnéticas artificialmente, también descubrió la forma de detectar tales ondas y una manera eficiente para ese entonces de emitir y recibir estas ondas.

Hertz se encargo de diseñar también un dispositivo que produjese ondas electromagnéticas. Este aparato consistía en un par de barras metálicas del mismo tamaño que se encontraban perfectamente alineadas y muy cercanas por uno de sus extremos y del otro lado al final tenían una bola de metal. El proceso de emisión de ondas era así: por una barra eran inyectados un paquete de electrones con una tensión muy alta y luego los mismos era extraídos por la otra barra de metal.

Esos fuertes cambios que eran provocados por la inyección y la extracción de electrones que hacía que se descargaran electrones de una a otra barra en forma de chispas por el espacio tan pequeño que había entre ellas. Cuando se inyectaban y extraían los electrones se generaban impulsos de electricidad provocados por una bobina de muchas espiras la cual estaba unida a las barras y con otra bobina de menos espiras la cual inducia la bobina de mayor tamaño a transformar los impulsos de muy alta tensión.

Pero, si se emitían ondas electromagnéticas, ¿Cómo sabían si funcionaban? pues creó también un receptor que era una barra de metal de forma circular con sus extremos muy cerca uno del otro. El descubrimiento de Heinrich Hertz fue tan grande que aseguró que las ondas se propagaban a una velocidad muy similar a la de la luz, y las características de dichas ondas eran bastante similares a las de la luz.

Sin embargo, el nombre de la «radio» no fue adoptado sino hasta 20 años después del descubrimiento. De allí en más todo es historia, vino la era de evolución veloz de la tecnología y absolutamente todos estos dispositivos fueron re diseñados una y otra vez llegando hasta lo que vemos hoy en día que son pequeños dispositivos de telefonía móvil donde podemos recibir la señal de radio sin ninguna dificultad, incluso en vehículos en constante movimiento. Se han llegado a crear muchos servicios para poder sintonizar los mismos archivos que recibimos de la radio, Spotify es uno de ellos y te da un acceso bastante cómodo para que puedas escuchar millones de canciones de artistas de cualquier parte del mundo, y lo mejor es que esto es completamente gratis.

La historia de la radio

Aunque puedes mejorar con una cuenta Spotify Premium, en cualquiera de los casos puedes escoger lo que quieres escuchar, crear listas de reproducciones, puedes recibir recomendaciones, saber lo que amigos y personas conocidas escuchan o incluso los famosos. De hecho, con Spotify puedes crear tu propia emisora de radio a partir de una canción que escojas, puedes guardarla, personalizarla, dirigirla, renovarla y si lo deseas puedes eliminarla. Otras plataformas también ofrecen servicios de streaming más dedicado o dirigido a cierta tecnología, por ejemplo iTunes es una de ellas, que, al igual que Spotify, te ofrece mucha música y contenido de calidad, pero iTunes es mucho más limitada pues es una tienda solo disponible para tecnología de Apple, iPhones, iPods, iPads, o dispositivos Windows 2000, Windows XP, Windows Vista, Windows 7.

Examinando toda la evolución de la radio desde su creación con grandes aparatos que ocupaban mucho espacio y que funcionaban de una manera realmente compleja, hasta la actualidad, donde nos encontramos con una facilidad increíble para tener la radio al alcance de nuestras manos, probablemente en unos cuantos años la radio sea un diminuto aparato donde solo podremos conectar auriculares y con un par de botones cambiar lo que deseamos escuchar, sin necesidad de antenas ni mucho más, con conexión libre a internet y sincronizado con las tendencias del momento.

Puedes obtener más información aquí.

Dejanos un comentario.